Cómo conseguir financiación para tu negocio

15/04/2019
  • Aquí van unos cuantos consejos y recursos para conseguir financiación para tu negocio, esa idea a la que llevas tanto tiempo dándole vueltas en tu cabeza.

  • Tienes la idea y, desde luego, tienes las ganas, así que... ¿qué más necesitas para poner en marcha tu empresa? Efectivamente: el desagradable detalle del dinero. Hoy te hablamos de cómo conseguir financiación para tu negocio, las opciones que existen y cómo abordar una situación que es necesaria, aunque a veces cueste un poco.
  • Antes de acudir a buscar financiación

  • Hay un par de consejos que nos gustaría darte para que los tuvieras en cuenta antes de lanzarte a buscar inversores o pedir créditos.
  • #1 – Haz (muchos) números

  • Lo primero es saber cuánto tienes y cuánto necesitas para cubrir la viabilidad del negocio. 

    Contempla los gastos de las cosas esenciales: producción, diseño de la web, hosting, logística y captación (importantísimo que tengas un buen presupuesto en este aspecto porque necesitas generar la tracción inicial). 

    En la parte de la web, puedes contar con Oleoshop para crear tu tienda desde 19€ al mes y, además del sistema drag and drop y las plantillas predeterminadas que puedes utilizar aunque no seas diseñador, nuestras tarifas incluyen el hosting, con lo que tendrás cubierto tu eCommerce con mucha solvencia. 

    La parte de producto es clave: ¿vas a producir tú o a distribuir? ¿Dropshipping o Amazon FBA? ¿Cuánto te cuesta el almacenaje? ¿Y el envío? Todo esto es importante a la hora de saber lo que tendrás que invertir en el stock inicial y los márgenes que vas a tener después.
  • #2 – Sé práctico/a

  • En lo que corresponde a la financiación para tu negocio, hay que ser muy objetivo y gastar inicialmente solo en lo necesario. Seguramente suene genial hacer merchandising carísimo con tu logo, pero eso no te va a reportar nada a corto plazo. 

    Otra cosa evidente es el tiempo, que en este caso es dinero casi de manera literal. Cuanto más tardes en empezar a vender, más tardarás en empezar a generar ingresos. 

    No te pierdas en diseñar una web a medida súper-compleja con opciones avanzadísimas (pero asegúrate de tener una tienda online escalable como las de Oleoshop para crecer en el futuro), miles de categorías, packagings revolucionarios ni nada por el estilo. 

    Sal, valida la idea y mejórala con el PMV o Producto Mínimo Viable como referencia: el método lean startup puede ser un muy buen comienzo. 

    Ah, y evidentemente, olvídate de ponerte un sueldo estratosférico desde el inicio. Tienes que tener previsto que emprender es invertir desde el minuto cero, así que deberías poder mantenerte por ti mismo durante un periodo suficiente. 

    La financiación tiene intereses y contrapartidas: cuanto más minimices los handicaps en el momento de empezar, menos deberás a todo el mundo cuando despegues.
  • #3 – Véndete y vende tu producto

  • Conseguir financiación para tu negocio es una cuestión de confianza. En realidad, da igual que acudas a tu familia y amigos o a un fondo inversor: tienes que ser capaz de convencer a los demás de lo que tú tienes tan claro. 

    Haz una muy buena presentación con todos los detalles posibles, desde el propio producto y las necesidades que cubre en su nicho a una proyección económica, porque esto es clave. 

    También deberías prepararte tú, primero quitándote los complejos a la hora de pedir dinero; no estás buscando benefactores, sino inversores a los que estás ofreciendo una posibilidad de ganar dinero ellos también. Aún así, también tienes que estar listo para escuchar unas cuantas negativas. No te rindas y sigue intentándolo.
  • Cómo conseguir financiación para tu negocio

  • Ahora ya sí que estás en condiciones de ir a buscar inversores. Veamos las fórmulas más habituales.
  • #1 – Familia y amigos

  • Es un clásico, pero no solo porque esa gente más cercana tenga una mayor confianza en ti: también porque habrán ido viendo gestarse la idea de negocio, así que saben casi tan bien como tú en lo que se puede convertir. 

    Es muy difícil conseguir donaciones a fondo perdido o sin intereses más allá de la familia más directa, así que piensa en darles a cambio un interés o acciones de la empresa. 

    Y si crees que buscar financiación en familiares y amigos no es muy profesional, pregúntale a Jeff Bezos quienes fueron los primeros inversores de Amazon.
  • #2 – Productos financieros para emprendedores

  • Acudir al mercado bancario tiene sus pegas, ya que, en él, principalmente resultan menos flexibles que la familia y amigos. Aún así hay veces en las que no queda más remedio.
  • Te recomendaríamos que antes de ir a tu banco de toda la vida a pedir un crédito le echaras un vistazo a las ofertas de financiación para autónomos y pequeñas empresas de las diferentes entidades. No todas ofrecen lo mismo. Por supuesto no te olvides de las líneas ICO del Instituto de Crédito Oficial. 

    Si vas a cobrar el paro, tienes dos opciones a tener en cuenta: 

    • Compatibilizar el pago de la prestación: tienes que solicitarlo antes de que pasen 15 días del cese de la actividad y podrás seguir percibiendo la prestación durante un máximo de 270 días.
    • Capitalizar el paro en un pago único: básicamente supone ingresar en un solo pago la prestación de desempleo, con lo que puedes realizar la financiación de tu negocio por tus propios medios. Esto, sin embargo, implica la redacción de un documento justificativo en el que expliques muy bien al Estado cuál es tu plan de negocio, en qué vas a invertir el dinero, etc. Infórmate bien en tu oficina del INEM.
  • #3 – Business Angels

  • Hay por ahí muchos inversores profesionales. Se trata de gente que busca oportunidades rentables y está dispuesta a poner dinero en el arranque de un negocio. No estamos hablando exclusivamente de personas físicas, hay muchas empresas y redes de inversores privados detrás de esta denominación. 

    Para conseguir algo por esta vía, necesitas tener un proyecto que no solo sea viable, sino que pueda crecer a medio plazo. La inversión de los business angels no es desinteresada porque quieren obtener un porcentaje sobre los beneficios de la empresa. Tenlo en cuenta y prepara muy bien tu discurso. 

    Puedes encontrar este tipo de inversión en diferentes ferias o en portales como el de la Asociación Española de Business Angels.
  • #4 – Crowdfunding

  • ¿Por qué no buscar unos cuantos mecenas? Estas plataformas permiten presentar nuestro proyecto al mundo para intentar percibir una financiación mediante pequeñas inversiones privadas. 

    Es una idea fantástica porque, a medida que consigues que se invierta en tu negocio, lo estás validando. Además, estás cerrando ventas de cara al inicio de la actividad porque típicamente lo que se hace es algo parecido a una preventa en la que el mecenas pone el dinero ahora y recibe su producto más adelante.
  • Puedes probar varias plataformas diferentes como Kickstarter, Verkami, Indiegogo y, por ejemplo, Go Fund Me. Cada una tiene sus características, ¡échales un vistazo!
  • ¿Te hemos ayudado con estas ideas sobre cómo conseguir financiación para tu negocio? ¡Esperamos que sí! Cuéntanos tú por qué opción optaste o vas a optar y los resultados obtenidos. Nos encantará saber más.

  • Imágenes | Unsplash, Indiegogo.

Miguel Nicolás


Miguel Nicolás O’Shea es copywriter de toda la vida (más de 15 años trabajando en agencias) y especialista en Search Marketing (SEO y PPC). A partir de ahora va a aportar su experiencia en marketing online a Oleoshop, publicando con regularidad.
comments powered by Disqus

Buscar entradas

Últimas entradas

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar la medición de nuestra web. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies

Acepto